City break: Bangkok

Caos, calor, luz y color. Tras vivir un año en Bangkok os voy a dar unas pistas sobre esta fascinante mega urbe llena de contrastes.

DO: Una de mis rutas preferidas es tomar un barco de transporte público desde Saphan Taksin (se llega en el BTS Sky train) hasta el Palacio real, hay que desembarcar en la parada número 9 (Tha Chang), el trayecto a través del río Chao Praya es placentero y se puede divisar el Wat Arun (Templo del amanecer) en la orilla izquierda. Un vez en Ta Chang atravesando el mercado se llega a la entrada del Palacio Real, y desde allí se puede uno acercar también al Wat Po (templo del Buda reclinado). Muy cerca del Wat Po se encuentra el mercado de las flores de Bangkok o Pak Khlong Talat, un lugar precioso lleno de orquídeas, jazmines, lotus y un sinfín de flores exóticas muy poco concurrido por turistas.

DO: La casa de Jim Thompson rodeada de un hermoso jardín tropical y decorada con antigüedades de arte asiático, es un oasis de tranquilidad en el centro de Bangkok situada al lado del canal Klong Sang Saeb. El arquitecto Jim Thompson transportó esta antigua casa de madera de teca desde Ayutthaya, Jim vivió más de 30 años en Bangkok, dedicados a coleccionar arte asiático y al negocio de las telas de seda, hasta que desapareció misteriosamente en la selva malaya en 1967. Desde la casa de Jim Thompson se puede coger un barco por el canal Klong Sang Saeb hasta llegar al Wat Saket (Templo de Oro), y de allí se puede proseguir hasta Khao San Road, la cuna de los mochileros.

DO: Mercado de Chatuchak (los fines de semana), enorme mercado en el que se puede encontrar absolutamente de todo desde artesanía tradicional tailandesa hasta animales de compañía. (BTS Sky Train Mo Chit).

DO: Ver un combate de Muai Thai en el Lumpini Stadium. Salvaje y violento pero a su vez casi una danza, un must para los amantes de las artes marciales.

DO: Masaje Thai. En la ciudad se encuentran varios Spa´s muy recomendables que te dejaran como nuev@, mis preferidos Coran Bangkok y la cadena de spas Health Land (el que más me gusta el de Ekkamai).

DRINK: Cóctel al atardecer en la impresionante terraza de Vertigo Bar en el hotel Banyan Tree o de Sirocco en el Lebua.

EAT: Thai high cuisine en Blue Elephant, elegancia y perfección. Harmonique, un pequeño restaurante escondido con deco años 20 (Charoen Krung Soi 34). El mejor Phad Thai de Bangkok por un euro en un puesto del Mercado Nocturno en la esquina de Sukhumvit Soi 38. Y si os apetece comida occidental, Crepes & Co. con su pequeño jardín y comida mediterránea es un lugar muy recomendable.

SLEEP: En pequeños hoteles boutique con encanto como Aurum, Old Bangkok Inn o Arun residence. Low cost en Suk 11. O luxury-chic en The Metropolitan.

BUY: A parte de las estatuillas de budas, pantalones tailandeses y demás souvenirs típicos de los mercadillos de Bangkok, mis adquisiciones preferidas son productos de cosmética naturales y de aromaterapia con fragancias exóticas como los de Thann y Sabai Arom.

Síguenos en Instagram @loveelyplanet http://instagram.com/loveelyplanet, en Facebook https://www.facebook.com/loveelyplanet y en Tumblr http://loveelyplanet.tumblr.com

 

Licencia de Creative Commons
loveelyplanet.wordpress.com by Loveelyplanet is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License